DIFÍCIL DE CONTAR

Es difícil de contar, pero no imposible
el cuento del emperador, del gran pez.
Ya lo dijo un poeta:
ligeros, como los hijos de la mar
alegres
como harina de otro costal
dispuestos,
como peces que saben que si el agua está contaminada
no se pueden curar
pero tampoco se puede curar el agua
si es el pez
quien no nada
feliz como simple mortal esperanzado, esperanzada.

 

F1010004

Ana Baliñas, 2012

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s