DESCONTROL

De la plataforma petrolifera de Repsol (subcontratada a una empresa norteamericana que se llama “Arrogancia”) que oculta a estilo compadre una situación de alto riesgo, a la nuclear en alerta al registrar sucesivas alarmas por radioactividad, que también mantuvo en secreto sus reiteradas averías e incompetencias, como recibir a colegiales en plena fuga. ¿Cómo vas a confiar en esta gente embustera y chapucera? ¿En autoridades como la de los “hilillos de plastilina” o a sueldo de magnates, petroleras o corporaciones, cuando no son directamente inversores o propietarios de ellas? ¿En la administración autonómica, jua, jua? ¿En los técnicos, hasta quienes la cuerda llega tan tensada? A veces es lícito desear que algo estalle: al menos durante un tiempo crujirán las poltronas, las sillas de playa y hasta los orejeros de skai. Sencillamente esto no puede seguir así, con todo el mundo durmiendo a pierna suelta delegando su responsabilidad y sus vidas en adictos a la ruleta rusa. Y si es Almaraz, pues que sea Almaraz. Y que nos saquen con los pies por delante. Al fin y al cabo es aquí dónde quedan menos ruinas del franquismo, acostumbrados como estamos a convivir con la excelente salud del supuesto cadáver.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s